Sensor de presión de combustible: - diésel Common Rail

Para realizar esta prueba es necesario un PicoScope.

Cómo conectar el osciloscopio al realizar pruebas: Sensor de presión de combustible, diésel Common Rail

Conecte el terminal de pruebas BNC al Canal A del osciloscopio. Coloque una punta de sujeción en la conexión positiva (color) del terminal de pruebas. Coloque una pinza de cocodrilo negra en la conexión negativa (negra) y engánchela a una toma a tierra adecuada en el compartimento motor. Toque el cable de salida del sensor.

Ejemplo de formas de onda

Notas de la forma de onda

Esta forma de onda muestra una prueba del sistema de combustible en un motor diésel Common Rail usando el sensor de presión del raíl de combustible.

El PCM varía la presión del raíl entre 280 bares al ralentí y 1600 bares a máxima velocidad y carga. El sensor es el componente de retroalimentación en un bucle de control e informa el PCM de la presión que hay en el conducto. Después, el PCM puede decirle a la bomba que aumente o reduzca la salida según corresponda. El PCM controla el regulador de presión o la válvula de dosificación de la bomba para controlar su presión. Al pisar el pedal, el PCM calcula inmediatamente cuánto combustible le va a dar al motor basándose en la velocidad, la carga, etc. y la tabla de calibración interna. Esta tabla de abastecimiento de combustible es específica para esa combinación de motor/vehículo. El sensor produce una retroalimentación continua de la presión del raíl para que el PCM pueda realizar ajustes de presión casi instantáneamente.

Podemos analizar el rendimiento del sistema plasmando en un gráfico la salida del sensor en relación al tiempo, mientras iniciamos, ejecutamos, aceleramos y mantenemos velocidad máxima para después volver a ralentí. Finalmente, apague y espere a que se apague el PCM (normalmente unos 10 segundos después de iniciar el proceso de apagado). Es mejor ajustar el osciloscopio con una base de tiempo lenta en el modo de grabación de gráficos.

La forma de onda comienza a la izquierda justo después de la conexión de llave, donde la tensión es de 0,5 V, correspondiente a una presión de 0 bares. El sensor hace esto para proporcionar una verificación de plausibilidad: normalmente no debería leer nunca 0 V por lo que, si lo hace, significa que ha fallado. Al arrancar el motor, el voltaje se eleva a aproximadamente 1,3 V, lo que corresponde a alrededor de 280 bares, un valor habitual en ralentí. Luego pisamos el pedal a fondo y el PCM añade inmediatamente una inyección de combustible para acelerar el motor hasta la línea roja, donde se mantiene gracias al regulador de velocidad. Después, la tensión se instala a un valor más bajo, aproximadamente 2,5 V, hasta que soltamos el pedal de nuevo al ralentí y se establece de nuevo en 1,3 V como al principio. Después desconectamos desde la llave y el motor se detiene. Observe como la señal desciende lentamente a 0,5 V durante unos 10 segundos, antes de que el PCM se apague cerca del extremo derecho de la forma de onda. Si el voltaje cae rápidamente a 0.5 V, significa que la presión residual está escapando demasiado rápido y puede indicar un problema en el sistema; por ejemplo, un inyector con fugas o una fuga en la bomba. Recuerde que esta prueba se lleva a cabo en un motor completamente sin carga. En un motor completamente cargado la sección central del gráfico se elevará muy por encima de los 2,5 V. No superará los 4,5 V, ya que esto representa unos 1600 bares. De nuevo, se trata de una comprobación de plausibilidad en el sensor: si llega a los 5 V (la tensión de alimentación del sensor), podría haber un fallo en el sensor.

Al realizar esta sencilla comprobación, podemos hacernos una idea rápidamente del estado general del sistema.

Cláusula de exención de responsabilidad
Este tema de ayuda podría estar sujeto a modificaciones sin previo aviso. La información aquí publicada ha sido revisada detenidamente y se considera correcta. Esta información es un ejemplo de nuestras investigaciones y conclusiones, pero no se trata de un procedimiento definitivo. Pico Technology no acepta responsabilidad alguna por imprecisiones o errores. Los vehículos pueden ser diferentes y necesitan configuraciones de pruebas específicas.